Troqueladora semiautomática

    El sistema de control por microprocesador de esta máquina posibilita el paso a la automatización. Posee una interfaz de fácil uso, que a través de su pantalla táctil permite a los operadores conocer el estado de funcionamiento de la máquina y corregir de inmediato cualquier falla. Esta máquina se utiliza principalmente para producir cajas de colores, y su velocidad de troquelado es de hasta 4.500 láminas por minuto.